23/Jul/2024
Portal, Diario del Estado de México

Oquetza, camino a la raíz

Fecha de publicación:

Carla Valdespino Vargas

Montañas Sagradas I

Como la neblina, como la nube y como una polvareda fue la creación,

cuando surgieron del agua las montañas; y al instante crecieron las montañas.

Popol Vuh

Quizá uno de los destinado más anhelados por un sector de la sociedad mexicana es Real de Catorce, San Luis Potosí, ya sea por su fama de pueblo fantasma; ya sea por su cercanía al Cerro del Quemado; ya sea por su cercanía al desierto, vínculo directo con la cultura wixarika y con el hikuri; ya sea para recordar su pasado minero; ya sea por todas las anteriores, pero, para llegar a este pueblo es indispensable cruzar por el Túnel Ogarrio.  La perforación del cerro comenzó en 1897 y la presencia del Socavón Dolores facilitó su construcción, cuyo objetivo fue acortar la distancia entre Real de Catorce, Matehuala, Potrero y El Cedral, así como facilitar el trasiego de mercancías relacionadas con la minería. Se terminó de construir en 1901 y fue inaugurado el 2 de abril de ese año. Es considerado el túnel más largo de México, con una longitud de 2,3km.

Y sí, cruzar el Túnel Ogarrio en completa oscuridad es toda una experiencia que conecta con el pasado. Y sí, yo hice ese viaje. Y sí, pertenezco a es sector de la sociedad mexicana. Y sí, fui a Real de Catorce por todas las razones ya mencionadas. Y sí, quedé desencantada porque de fantasma no tiene nada y, si bien, ya no hay minas por explotar, Real de Catorce sigue sufriendo una explotación tan fuerte que el Túnel Ogarrio cerrará en un par de semanas, ya que su estructura comienza a tener daños por la cantidad de autos que lo transita.

Y si continuamos platicando de cerros que han sufrido perforaciones para dar paso a mejores comunicaciones y transporte, resulta trascedente hablar del Corredor México-Tuxpan, una red de seis túneles gemelos, viaductos y doce puentes que conectan de manera rápida al Estado de México, Ciudad de México, Hidalgo, Puebla y Veracruz.  A este sistema, pertenece el Túnel Necaxa, cuya estructura sostiene a una montaña de 250m de altura. Necaxa posee una longitud de 977 metros. La construcción de este túnel fue complicada por las abundantes filtraciones que impedían los trabajos de sostenimiento, pero al final, se logró vencer a la montaña… y al agua. El Túnel Zoquital también es parte de corredor, siendo el segundo más largo de México, con una longitud de 1,380 metros.

Montañas invadidas por grandes tuneladoras, perforadas, dinamitadas… vencidas… explotadas a cielo abierto por grandes mineras como la San Xavier, compañía que acabó con uno de los cerros más icónicos de San Luis Potosí, Cerro de San Pedro. El daño socioambiental es irreversible.

Nadie defendió a esas montañas.

Jùba Wajìn es un pueblo de la nación Me´phaa que se enfrentó a las grandes mineras que pretendían explotar sus montañas a cielo abierto. Los gobiernos estatal y federal habían otorgado la concesión del territorio a grandes mineras haciendo a un lado a sus verdaderos dueños: los Me´phaa, Na´ Savi y Nauas de la Montaña Guerrerense. Las diferentes instancias de gobierno violaron el Convenio 169 de la OIT al no consultar a los pueblos indígenas sobre los proyectos mineros y no respetar sus territorios. En 2018, Jùba Wajìn gana el litigio y las mineras se retiran, logrando así defender la montaña. Por desgracia, existen aproximadamente 38 concesiones sin consulta y la ley minera en México que permite el despojo sigue vigente. Pocos, como Jùba Wajìn se atreven a defender su territorio.

Para el pueblo Jùba Wajìn defender su montaña fue importante ya que de ella emana la vida, a ella van cuando hay que pedir, cuando hay que agradecer; a ella hay que alimentarla con tamales… con el sacrificio de animales y con danzas. La relación que los pueblos indígenas de Guerrero tienen con la montaña es un continuo de la cosmovisión mesoamericana.

Como lo cuenta el Popol Vuh, lo primero que crearon los dioses fueron las montañas y a ellas hay que protegerlas, venerarlas, alimentarlas y sostenerlas porque de ellas depende la vida, porque en ellas habitan las semilla-corazón de todo aquello que pertenece al mundo. Cada una de las montañas y los cerros son la imagen y semejanza del Tlalocan y el Tamoanchan, sitios de origen y destino. El poder de la tierra y del agua se manifiestan en el seno de las montañas. Sí, esas molestas filtraciones que atrasaron los trabajos del Túnel Necaxa.

 El carácter sagrado de las Montañas no se “reduce” a ser las contenedoras de la vida, son el Axis Mundi del pensamiento mesoamericano y adentrarnos a sus cuevas, bosques y senderos de vida-muerte es un largo recorrido que, espero continúen en Oquetza, camino a la raíz.

Espacio de reflexión decolonial sobre el mundo mesoamericano y

las naciones indígenas del siglo XXI

ipalnemohuani77@gmail.com

ig: @oquetzacamino   FB: Oquetza. Camino a la raíz

Tags: en Opinión
Noticias Relacionadas

La Onda Plana

29/10/2023

29/10/2023

Eric Rosas Mutis ante Otis Hace décadas que se sabe que la Tierra ha venido aumentando su temperatura promedio de...

Temas de Gobernanza | Tres recomendaciones para Incorporar la perspectiva de género en los programas gubernamentales

11/08/2022

11/08/2022

Ramón Cuevas Martínez No todos los ciudadanos de un Estado pueden ser igual de poderosos, pero deberían ser igual de...

Familia y Sociedad / Cómo el egoísmo afecta nuestro desempeño humano

12/02/2022

12/02/2022

Laura Barreal Danel  ¡¡¡ Muy estimados lectorxs)!!! Les saludo con mucho gusto, deseando que Usted y su familia se encuentren...

Cantar las Cuarenta

11/04/2021

11/04/2021

Don Dámaso “Queda prohibido no sonreír a los problemas, no luchar por lo que quieres, abandonarlo todo por miedo, no...

Derecho de Picaporte

22/07/2020

22/07/2020

Alfonso Godínez Mendiola Por fin la Cámara de Diputados eligió a los nuevos cuatro consejeros del INE: Norma Irene de la...