03/Feb/2023
Portal, Diario del Estado de México

Familia y sociedad

Fecha de publicación:

La “flexibilidad”……virtud humana!!! 

Laura Barreal Danel

Muy buen día, querido(a) lector(a)!…..Le saludo con el placer de hacerlo para desearle a Usted y a  su apreciable familia que la paz, la salud y abundantes bendiciones les acompañen hoy y siempre. Asimismo, reconozco y aprecio el tiempo y el espacio que dedica a la lectura de éstas líneas, que en ésta ocasión dedicaremos a la virtud de la flexibilidad….. Me parece pertinente no dejar de mencionar la importancia de mantener los protocolos que cada uno de nosotros debemos atender para evitar el contagio, así como, la propagación del virus. No perdamos de vista que esto representa una gran responsabilidad personal y social. Cuidándonos, estamos también cuidando de los demás.  

A manera de introducción señalaremos que la flexibilidad la vive quien adapta su comportamiento con agilidad a las circunstancias de cada persona o situación, sin abandonar por ello los criterios de actuación personal.  

Por tanto,  vivir la virtud de la flexibilidad se traduce en saber ajustar nuestro comportamiento con agilidad en las diferentes situaciones o con las distintas personas con quienes nos relacionamos, no obstante sin que tales ajustes representen abandonar los criterios rectos y verdaderos. Ya que, para ser flexible precisamos contar con criterios claros, así como, tener la capacidad de reflexión para relacionar nuestra actividad cotidiana con ellos.  

Por tanto, podemos inferir el valor que representa que en la vida familiar se dedique especial interés en formar “la recta conciencia de los hijos” a fin de que sean capaces de abrirse a los valores y se habiliten para percibir tanto el bien como el mal, uno para optar por él y el otro para rehusar a él. Pues si ellos logran fortalecer el dominio de la conciencia sobre la voluntad, conseguirán ejercer su libertad optando por el bien y evitando el mal. 

Al vivir inmersos en una sociedad en la cual las ideologías han permeado tanto en la vida familiar, es claro que, tanto hoy como a lo largo de la historia de la humanidad, contar con una recta conciencia ha capacitado y sigue capacitando a la persona para obtener un autodominio y señorío sobre sí mismo para no ser influida y manipulada por falsos criterios e ideologías que indudablemente encontrará en los diferentes ambientes en que se desenvuelva. 

Por tanto, contar con una recta conciencia le permite a la persona, ser flexible adaptando su comportamiento frente a las diversas circunstancias, sin traicionar sus propias convicciones y principios, escuchar su voz interior y poseer la fuerza para ser congruente. 

El Doctor Isaacs plantea la consideración con respecto a los criterios rectos y verdaderos, ¿cómo actuar con flexibilidad y firmeza en cuestiones de verdad objetiva y cómo ser flexible en cuestiones opinables y provisionales? 

Y al respecto alude que la flexibilidad, como todas las virtudes, tiene sentido cuando va dirigida intencionalmente a la búsqueda de la verdad y del bien. Por tanto, no se refiere a un conjunto de técnicas, aunque sin capacitarse en unas ciertas técnicas la persona puede comportarse con un estilo intransigente, aun queriendo ser flexible. 

El autor indica que tales afirmaciones son aplicables a dos relaciones: la relación con el trabajo y la relación con los demás. Respecto al mundo del trabajo, nos encontramos con la necesidad y conveniencia de seguir un proceso de preparación continua referente al propio entendimiento (conocimientos profesionales, culturales y doctrinal-religiosos).  En el estudio, la persona deberá adoptar una postura de acuerdo con la naturaleza del objeto de estudio. Si se encuentra con contenidos de verdad objetiva deberá, con agilidad mental (parte de la virtud de la flexibilidad) buscar el modo de hacerse con tal contenido, utilizando únicamente una actitud crítica para profundizar en él –no para ponerlo en duda–. En el caso de encontrarse, por necesidad o por casualidad, con algo discutible, en primer lugar deberá reconocer el grado de preparación que tiene en relación con el tema de estudio. Si su preparación le permite una firmeza real podrá entonces utilizar la actitud crítica para aprovechar lo que es útil y rechazar lo que no lo es.  

El autor subraya la  importancia de no olvidar que en su actividad personal, la persona tiene el deber de ser leal a sí mismo, en cuanto a los valores que rigen su vida. No obstante, también nos revela la significación de la lealtad a los valores implícitos en el vínculo que se tenga, por ejemplo, la amistad, y al respecto señala que en el trato con los amigos se puede presentar la dificultad de hallar el procedimiento adecuado para tratar con ellos. En ocasiones, se ofrecen circunstancias en las cuales sabemos que no es posible traicionar los valores permanentes pero, a la vez no se desea perder la amistad por cierta falta de flexibilidad. 

En éste sentido, el autor concluye por una parte que, el respeto supone no perder de vista la posibilidad radical de mejora de los demás y también no dejar de considerar la posibilidad de perjudicarse a uno mismo sin perder de vista que la flexibilidad también significa escuchar, pero no solamente las palabras sino más bien escuchar a la persona, intentando entrever lo que hay detrás. 

Ahora bien, Isaacs recalca que en la escucha al otro (en éste caso, al amigo quien tal vez piensa diferente), no se trata de modificar o falsificar una información, referente a una verdad, sino más bien de buscar el modo más adecuado de presentar esta información, teniendo en cuenta las necesidades del otro o de las otras personas. 

El autor concluye que, la persona que desarrolla la virtud de la flexibilidad sabrá adaptarse a cada persona y a cada situación, pero también sabrá ser leal a los valores permanentes, defendiéndolos y reforzándolos con firmeza. 

Estimado(a) lector(a)….es indudable que las circunstancias de vida nos colocan en continuas ocasiones frente a la necesidad de ser flexibles. Muy importante no asumir que tal flexibilidad implica abandonar los valores que enarbolamos, contando con el ocasional “permiso” de ser un poco desleales a nuestros principios y convicciones. De éste modo, tal virtud perderá sentido pues, recordemos que hemos definido a las virtudes como hábitos operativos buenos. Un hábito se conoce como un “comportamiento” aprendido mediante la repetición, que se realiza de forma habitual. Aquí, el entendimiento, que gobierna a la voluntad, conduce a la persona a la reflexión para, en consecuencia actuar, para ser dueña de sí misma y no dejarse llevar por el impulso. 

                                                                          Y….Hasta la próxima, querido(a) lector(a)!!!!! 

                                                                    Nos encontramos en orientafam.lbd@gmail.com 

                                                         Búscame también en mi canal de Youtube, Laura Barreal Danel 

Foto: Pixabay en Pexels

Noticias Relacionadas

Círculo Feminista Alaíde Foppa

28/09/2021

28/09/2021

El 28 S en el Estado de México  Claudia Elisa y Gabriela Alejandra López Miranda Integrantes del Círculo Feminista Alaíde...

Asertividad apaga toda posibilidad de conflicto: Ricardo joya

21/04/2022

21/04/2022

 La comunicación asertiva es una herramienta fundamental para evitar, en cualquier ámbito de la vida, el conflicto y permite, al...

Violencia refleja las necesidades emocionales no satisfechas de agresores: Yesenia Salazar

01/10/2022

01/10/2022

 “La violencia es la expresión trágica de las necesidades no satisfechas, es la manifestación de la impotencia y desesperación de...

Hipersensibilidad, padecimiento recurrente en pacientes de odontología

08/07/2020

08/07/2020

La hipersensibilidad en los dientes es uno de los padecimientos más recurrentes en los pacientes de odontología, aseguró la especialista...

Darán hasta 18 años de prisión a quien robe transportes públicos  

12/11/2019

12/11/2019

Las Comisiones Unidas de Gobernación y Puntos Constitucionales y Procuración y Administración de Justicia de la 60 Legislatura aprobaron elevar...