07/Dec/2022
Portal, Diario del Estado de México

La Sociedad Pregunta…

Fecha de publicación:

El ser humano es el único ente inteligente en el planeta Tierra, sin embargo, desde su aparición se ha distinguido por una conducta altamente violenta, destructiva y devastadora de la riqueza, la armonía y la belleza del entorno natural, convirtiendo así un maravilloso paraíso, en su propio infierno.  

¿De Dónde nos Viene Tanto Odio Hacia la Naturaleza?  

Lucio Ramírez Medina*  

Apenas en la última semana de septiembre, ante líderes del clima de la ONU, la aguerrida adolescente sueca, Greta Thunberg sacudió las conciencias con su desgarrador reclamo, que es el mismo de las nuevas y las futuras generaciones: “ustedes me han robado mi infancia y aun así yo soy una de las afortunadas. La gente está sufriendo y muriéndose y ustedes solo pueden hablar de dinero. Si nos fallan no se los vamos a perdonar”.  

El solo objetivo de esa cumbre que reunió a 60 líderes de diferentes países que han prometido profundizar sus planes contra las emisiones de gases de efecto invernadero, es escalofriante: evitar que el aumento de la temperatura global por esas emisiones, sea menor a 1.5 grados respecto a los registros previos a la era industrial. 

Antes el pensador Nietzsche había lanzado un desafío pretendiendo cambiar el valor del movimiento partiendo del niño que juega a orillas del mar, cuya imagen representa la regresión, el retorno al origen, el eterno regreso al otro como un nuevo comienzo. 

También el intelectual Mark Lilla advierte: “cuando un ser humano se hace consciente de sí mismo, descubre que está en un mundo que no es de su hechura, pero del cual forma parte y, por lo tanto, debe estar sometido a las mismas leyes físicas que afectan a los objetos inanimados de ese mundo, porque, como las plantas, requiere de nutrientes y se reproduce; y, como los animales, vive con otros, construye refugios, lucha y siente.  

Pero al ser humano lo que le mueve es la ambición y el poder, y en esa carrera irracional va echando mano de todos los recursos naturales, renovables y no renovables, al grado de provocar la ira de la propia naturaleza que se defiende con terremotos, tsunamis, deshielos y alternación de los ciclos naturales, ante las irracionales conductas de los seres inteligentes.  

Antes de la especie humana, convivieron en este planeta los neandertales y los sapiens sapiens, y éstos últimos lograron sobrevivir por su capacidad de crear arte rudimentario, a pesar de que los primeros contaban con un cerebro más grande.  

La solución ante este odio hacia la naturaleza, entonces, podría estar en que los humanos nos acerquemos más a la creatividad de las bellas artes, para alejarnos más de la tentación de destruir la belleza, la armonía y la perfección del planeta.  

*Licenciado y Maestro en Periodismo  

lurame_3@hotmail.com  

@luciorm   

(Foto: Redes)

Noticias Relacionadas

La Voz Poética

20/03/2020

20/03/2020

Fiel a la Locura  Delicada caricia se desliza en las mejillas, mi piel encarcelada imagina sabores, se alimenta de un suave aroma que se desprende de la piel. Destaca...

Pugna comunidad trans por garantía para rectificar el género en actas de nacimiento en nueva constitución

12/07/2021

12/07/2021

Elena Aguilar   En representación de la comunidad Transgénero, Tanya Vázquez propuso reformas para la expedición de actas de rectificación de identidad de...

Fotogalería: Relaciones virtuales, la ilusión de la interacción social

11/01/2020

11/01/2020

“En este mundo tan codificado con internet y otras navegaciones, yo sigo prefiriendo el viejo beso artesanal que desde siempre...

Derecho de Picaporte

29/06/2021

29/06/2021

Alfonso Godínez Mendiola  En ciertos medios anti priístas han querido vender la imagen de que algunos militantes priístas exigen la renuncia del presidente del...

Ordenador Político

31/01/2020

31/01/2020

Casi unánime elección de Miroslava Carrillo  Como Auditora Superior de Fiscalización  Qué enfrenta el reto de transformar el OSFEM  Inquietos por liberación...